Aventuras en Tijuana – Introducción

Estoy trabajando en traducir mi libro Tijuana Adventure: Confessions of a Tour Guide, encuéntralo en Inglés en Amazon.

En los siguientes días estaré posteando mi “draft” antes de finalizar el libro en Español y buscar a un publicista o agencia en México que quiera publicarlo para que se difunda por la República Mexicana. Si te gusta lo que escribo, también puedes apoyarme en mi Patreon.

Foto de Tijuana por Matingas.


Aventuras en Tijuana.

Prefacio.

Esto no es una traducción, sino una re-escritura de un blog de 2018, que se convirtió en libro en inglés llamado Tijuana Adventure: Confessions of a Tour Guide. Nací en Coyoacán y me crié en Querétaro con madre Americana. Aunque mi primer lenguaje es el español y lo hablo con facilidad, es raro que escriba en español. Por eso mi primer libro está en English con un poquito de Spanish y algo de pochez. Viviendo en Tijuana (y en California) es casi imposible evitar el pochismo. Este libro va a tener muchos pochismos. 

Me expreso diferente en inglés y en español. Hay palabras que uno tiene que el otro no. And my mind is more in English when I try to write. Entonces me trabo mucho buscando la palabra correcta comparando con cuando hablo (también utilizo el inglés, y no es por ser mamón, así es en la frontera). 

Los del sur no conocen Tijuana. Y por sur me refiero a todo lo que está abajo de Tijuana. Hasta los regios son del sur para Tijuana. El pensamiento de un Tijuanense es distinto al del resto del país. 

Introducción.

Yo digo que la Zona Norte es el “culo del mundo.” Puede ser el lugar más asqueroso del planeta, pero todo mundo ama un buen culo. Estoy conciente que hay otros culos en otras ciudades rascuachas del mundo como en Tailandia o Colombia. Pero este culo está particularmente cerca de los Estados Unidos. Olvidado por el gobierno centralista de México, Tijuana se crió para ser el culo de San Diego y Los Ángeles. Es una ciudad bizarra y popular que muy frecuentemente se malinterpreta en los medios. 

Nacido en el año 3,000, Bender Rodríguez, el robot de Futurama, es de Tijuana. En el capítulo donde van a buscar la fábrica donde nació, Tijuana todavía es representada como el México culero promedio de color sepia con cactuses y borrachos buenos para nada (y robots).

Tijuana.

Dilo en voz alta, suena peligroso con nada más decirlo.

Tijuana.

Suena a aventura. En qué puede pasar lo que sea. Un lugar donde puedes arriesgarlo todo. Doble o nada. A la verga. Nunca vas a regresar de todas maneras. 

Tijuana.

Una ciudad con deliciosos tacos, cerveza, y para los gringos, todo está barato.

Tijuana.

Las probabilidades son de que te lo puedes pasar de lo más chingón o te puede pasar de lo peor, nada por en medio. Águila o sol y averigua como te va.

Tijuana.

Puedes presumirle a tus amigos todo el desmadre que hiciste (esto también más para los gringos). Que valiente eres por visitar a una de las ciudades más peligrosas del mundo. Ciudad fronteriza donde matan a miles al año y el narco anda por todos lados. Ciudad de millones. No eres nadie, un grano de arena en la ciudad de deportados, migrantes, pochos, y turistas de todos lados.

Tijuana.

La ciudad es un laberinto caótico sin infraestructura como si un niño se pusiera a jugar Sim City.

Tijuana.

Una ciudad sin leyes donde todos son corruptos y las drogas las encuentras en cada esquina.

Tijuana.

Un multiverso escondido en las faldas de San Diego (palabras de Bourdain).

Hay miles de historias escritas sobre esta ciudad y miles más que faltan.

Está es la mia.

Capítulo 1: Cómo Llegue a Ser

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s